Conecta con nosotros

Bolivianos en Argentina

Camión atropelló y mató a un joven boliviano en Argentina

Publicada

el

Ramiro Cayola Chanacho fue atropellado y asesinado por un camión en la Avenida Córdoba y Avenida Madero en la Ciudad de Buenos Aires Argentina

El joven boliviano de 20 años de edad trabaja en el empresa de pedidos Rappi y estudiaba Periodismo Deportivo en una Universidad Privada 

Video sensible

Ocurrió en las avenidas Córdoba y Eduardo Madero.

Un joven de unos 20 años, trabajador de la empresa de delivery “Rappi”, murió al ser atropellado por un camión en Puerto Madero. El trágico hecho ocurrió en medio de la polémica por la prohibición del funcionamiento de estas plataformas, debido a la falta del cumplimiento de medidas básicas de seguridad.

Ramiro Coyola, la víctima. 

Ramiro Coyola, de unos 20 años, estaba llevando un pedido a bordo de su bicicleta el último viernes por la noche cuando fue atropellado por un camión en la avenida Córdoba y Eduardo Madero. “El camión lo atropelló, le reventó la cabeza. Seguramente, no lo vio porque es una zona muy oscura”, describió un testigo.

Se trasladaba en bicicleta cuando fue atropellado.
Policías trabajaron en el lugar.

En tanto, un compañero de la víctima, agregó: “El chico estaba haciendo un pedido de antojo, es decir, tuvo que ir a comprar a un local lo que le pidió un cliente y llevarlo hacia la dirección en la que se encuentra éste”.

Según las redes sociales de la víctima, Coyola reside en la localidad bonaerense de Bernal, partido de Quilmes. Amigos y familiares lo despidieron con emotivos mensajes.

Uno de sus familiares escribió: “No puedo creerlo primito, que en paz descanses”.Otro de sus allegados, comentó: “Qué tristeza que te hayas ido, tenías toda una vida por delante”. 

Prohibición de delivery en bicicleta en la Ciudad

El trágico hecho ocurrió luego de que la Justicia ordenara al Gobierno porteño la prohibición del funcionamiento de “Rappi”“Glovo” y “Pedidos Ya” en bicicleta en territorio porteño hasta que acrediten“judicialmente la adecuación” a los requisitos legales estipulados por el Código de Tránsito y Transporte local.

Así lo resolvió el último martes el titular del juzgado N° 2 en lo Contencioso Administrativo y Tributario, Andrés Gallardo, quien ordenó que los repartidores de estas firmas no podrán volver a las calles hasta que no se garantice“que todos circulen utilizando casco”, que “la caja portaobjeto esté anclada a la moto o bicicleta y no en la espalda” del conductor, que posean “seguro de vida y accidentes” y “libreta sanitaria” y que los rodados “cuenten con adecuada señalización mínima (luminosa y refractaria)”.

Además, solicitó que se diseñe y ejecute un plan de contingencia económica y social para compensar la reducción de ingresos de los repartidores hasta que se normalice la situación, a través del Ministerio de Desarrollo Humano y Hábitat.

A requerimiento del juzgado, la Policía de la Ciudad realizó un relevamiento de más de 400 ciclorodados que arrojó que el 77% circula con el portaobjetos cargado en su espalda, el 70% desempeña tareas sin seguro alguno, y 67% circula sin casco, según publica el portal de noticias del Consejo de la Magistratura porteño.

En función de ese relevamiento, Gallardo indicó que el servicio de mensajería urbana y reparto a domicilio de sustancias llevado a cabo en la CABA por las firmas prestatarias Rappi Arg. S.A.S., Kadabra S.A.S. (Glovo) y Pedidos Ya S.A. se realiza en franca transgresión a la normativa vigente, y sin que se les exija al menos, dar cumplimiento a las normas básicas en materia de seguridad.

Tendencias