Conecta con nosotros

Economia

Agroindustria oleaginosa asegura abastecimiento interno para la seguridad alimentaria boliviana

seguridad alimentaria

Santa Cruz, 1 de marzo de 2021

  • Nuestro compromiso es con Bolivia. Por eso, hoy se firmarán todos los convenios, confiados en el compromiso del gobierno de analizar y viabilizar la propuesta de ANAPO
  • Destaca que es vital seguir dialogando para que en un escenario técnico y de respeto mutuo se tomen en cuenta propuesta sólidas como la presentada por ANAPO.
  • Resalta que la regulación a los precios de la harina solvente que genera la subvención de un privado a otro, no se refleja en la canasta familiar.
  • Pese al esfuerzo y compromiso de la industria, sorprenden los adjetivos negativos con los que injustamente se han referido a la industria en los últimos días.

La Cámara de Exportadores, Logística y Promoción de Inversiones de Santa Cruz – CADEX y la Cámara Nacional de Industrias Oleaginosas de Bolivia – CANIOB, en representación de la industria agroexportadora del sector oleaginoso reiteran enfáticamente que su compromiso es con Bolivia y con la seguridad alimentaria. En ese sentido, la agroindustria oleaginosa siempre ha abastecido el mercado interno y adicionalmente se han generado excedentes para las exportaciones que aportan decididamente al desarrollo del país.

Esta actividad ha generado empleos para Bolivia. Además, representa al sector no tradicional que mayores ingresos de divisas genera para el país, al conquistar de mercados internacionales que no todos los países del mundo lo logran.

La industria, en cualquier país del mundo es el principal factor de desarrollo, crecimiento y bienestar para sus habitantes.

Por eso, la agroindustria oleaginosa ha invertido en Bolivia, genera una gran cantidad de empleos para bien de todos los bolivianos, financia la actividad agrícola, movilizando así la economía con un efecto multiplicador mayor que el de la industria petrolera y minera del país. Por eso nos sorprenden los adjetivos negativos con los que injustamente se han referido a la industria en los últimos días.

Regulación

Ambas instituciones señalaron que la agroindustria oleaginosa está regulada. Con la banda de precios, definida por el Gobierno Nacional, resigna un precio de oportunidad que le brinda el mercado, bajo la premisa de que está en riesgo la seguridad alimentaria.

Sin embargo, pese a la rebaja generada a la harina solvente de soya por la banda de precios, ésta no se ve reflejada en la canasta familiar.

Además, vemos con preocupación que se está generando un mercado negro, contrabando, agio y especulación, por parte de gente inescrupulosa ajena a la cadena de la soya. Esto desangra a la economía boliviana y debilita a los sectores que son pilares para la seguridad y soberanía alimentaria y la reactivación económica de Bolivia.

Compromiso con Bolivia

La agroindustria de la soya siempre ha estado abierta al diálogo y su accionar está orientado al respeto a las leyes vigentes. En ese sentido, actuó con la absoluta amplitud para discutir ideas y propuestas serias, con fundamento técnico, en el marco del respeto mutuo, que busque y promueva equilibrios, y que además estén sujetos al principio de racionalidad.

En esa búsqueda de soluciones, hemos considerado muy importante, la propuesta técnica planteada por ANAPO, la cual apoyamos. Creemos que debería ser implementada para poder llegar a un acuerdo por la seguridad y soberanía alimentaria, y por el equilibrio de la cadena de la soya.

La propuesta de ANAPO apunta a que se otorgue el beneficio a los pequeños y medianos productores que no pueden trabajar con economías de escala y que los grandes productores y empresas altamente tecnificadas y competitivas, puedan trabajar en un esquema de precio de indiferencia de exportación.

Las empresas del sector se encuentran imposibilitadas de exportar desde la anterior semana, debido a que no cuentan con su Permiso de Exportación (CAIyPJ), que es indispensable para tramitar los certificados y documentos necesarios para exportar, así como el transporte de los productos y el cruce de fronteras; de no contar con este permiso las empresas son pasibles a sanciones.

En ese marco, y pensando en Bolivia, con el mayor compromiso por el desarrollo del país, informamos que la industria soyera, suscribirá los respectivos convenios de abastecimiento interno con el Ministerio de Desarrollo Productivo y Economía Plural, como una señal importante para que se restablezca el diálogo entre todos los actores y el gobierno, en el marco de los compromisos asumidos el día viernes 26 de febrero.

El objetivo al que todos debemos apuntar es al fortalecimiento conjunto del sistema agropecuario y agroindustrial, que ha generado desarrollo para Santa Cruz y Bolivia. Solo así responderemos a la urgencia de reactivar la economía del país en esta difícil coyuntura que atravesamos.

Tendencias