Conecta con nosotros

Política

Conoce el planteamiento de los cívicos cruceños sobre su relación con el Estado

En una primera etapa, la estrategia está referida a la implementación de diez específicas medidas de orden jurídico, administrativo y normativo, sin cambiar la Constitución. Para la segunda fase se incluyen dos importantes transformaciones que también identifican acciones, responsables y resultados, previa modificación parcial de la Constitución, incrementando de 36 a 57 las competencias exclusivas del gobierno departamental autónomo y aumentar de 43 a 48 las competencias exclusivas del nivel municipal.

Publicada

el

Larachs
Foto-Comité Cívico de Santa Cruz

Santa Cruz, 14 de noviembre 2023

Tras varios meses de trabajo, ayer se presentó oficialmente el proyecto final ‘Santa Cruz y su relación con el Estado’, bajo el paraguas de la institucionalidad cruceña y en donde se proyecta un nuevo orden jurídico constitucional que plantea adoptar medidas a corto y mediano plazo para liberar primero las autonomías y luego profundizarlas, marcando la ruta con la unidad y el despojo de “caudillismos e intereses personales”.

Al respecto, el presidente del Comité pro Santa Cruz, Fernando Larach, manifestó que la integridad de la propuesta plantea acciones de índole jurídica, legal y constitucional “para contrarrestar el bloqueo normativo y administrativo del nivel central del Estado que impide el correcto funcionamiento de las autonomías”.

“De eso se trata, de romper leyes esclavizadoras. En eso consiste esta primera etapa. Una vez liberados los candados legislativos, avanzamos a la segunda fase que es liberar los candados constitucionales, activando, mediante referéndum, una modificación parcial y específica de la Constitución”, manifestó Larach.

Ya hace varias semanas atrás, el presidente cívico había realizado un anticipo de este proyecto, en el que plantean trabajar en conjunto con los legisladores y las normas jurídicas vigentes, para realizar un cambio estructural, siempre apegados a las leyes y la constitución.

El Comité pro Santa Cruz encabezó los trabajos que se iniciaron después del cabildo del 13 de noviembre, en donde uno de los mandatos fue la convocatoria a una comisión constitucional que, en un marco legal y democrático, revise la futura relación política de Santa Cruz con el Estado boliviano.

De ese trabajo surgió la identificación de los límites competenciales, planteando un nuevo menú para el diseño de la denominada “nueva relación”, mediante la profundización de las autonomías, como parte de un plan estratégico a consolidarse a mediano plazo.

Para expresarlo en modo más sencillo: la labor configuró un inventario de todos los candados legislativos que tienen clausuradas las puertas autonómicas y para ello, según Larach, ya se encontraron las llaves, los responsables, las acciones y las herramientas para abrir cada uno de esos candados.

El presidente moral de los cruceños recalcó que todo será en el marco legal y que quienes esperaban una lucha armada, debían sentirse defraudados.

“Hay gente que esperaba que aquí proclamemos una lucha armada o apelar y métodos violentos para romper abruptamente con el Estado boliviano, siéntanse legítimamente defraudados: la pregunta del Cabildo fue precisa: nos dio el mandato de revisar la actual relación con el Estado dentro del marco legal y democrático”, dijo.

Larach reiteró que, en una primera etapa, la estrategia está referida a la implementación de diez específicas medidas de orden jurídico, administrativo y normativo, sin cambiar la Constitución.

Para la segunda fase se incluyen dos importantes transformaciones que también identifican acciones, responsables y resultados, previa modificación parcial de la Constitución, incrementando de 36 a 57 las competencias exclusivas del gobierno departamental autónomo y aumentar de 43 a 48 las competencias exclusivas del nivel municipal.

El líder cívico dijo que en esta segunda etapa se necesitara realizar modificaciones de competencia, “replanteando quién legisla, quién reglamenta y quién ejecuta”.

“En esta segunda fase también se incluye un proceso descentralizador de las principales instituciones estatales, así como el procedimiento previo al nombramiento de autoridades administrativas, judiciales y electorales departamentales que les dote de una mayor autonomía técnica, administrativa y legal”, remarcó el dirigente.

Larach apunta a dejar el “caudillismo” y los intereses personales.

Para lograr todo lo expuesto en su planteamiento, el presidente cívico dijo que como parte del camino del proyecto se buscara una “unidad total”, ya que es imperativo que todas las autoridades e instituciones trabajen por un mismo fin, dejando de lado los intereses personales.

“Hay un desafío que debe ser alcanzado previamente: la unidad, entre las fuerzas democráticas y, por tanto, un proyecto único, cohesionador y fortalecido. Ello implica, según su explicación, despojarse de caudillismos, mezquindades y pretensiones personales. Implica, desprendimiento, apertura y coincidencia en torno a la causa mayor por la democracia y la libertad.

“Tenemos aquí la herramienta constitucional, jurídico y normativa, además, la legitimidad de las propuestas construidas por cientos de personas e instituciones que han trabajado en el proyecto durante estos diez meses”, complementó.

Tendencias