Conecta con nosotros

Política

Evo Morales alerta de «tercer golpe» en Bolivia por polémico ascenso de militares

Publicada

el

(Infodiez-21/05/20)

El expresidente de Bolivia Evo Morales dijo este jueves que en su país ha habido un intento de «golpe de Estado», el tercero desde su salida del poder en noviembre pasado, por la supuesta intención del comandante en jefe de las Fuerzas Armadas de ascender a generales sin ratificación del Senado.

«El comandante en jefe Orellana, camuflado y acompañado por algunos comandantes, fue a la Asamblea Legislativa Plurinacional dando un ultimátum», afirmó por teléfono a Efe el exmandatario, que desde diciembre pasado vive en Buenos Aires, donde pidió refugio tras haber abandonado un mes antes la Presidencia y su país denunciando un golpe.

Morales remarcó que las Fuerzas Armadas no pueden deliberar en lo que a ascensos se refiere y alertó de la violación institucional que supone cualquier tipo de presión a los órganos del Estado.

UN ACTO PARA ASCENDER A GENERALES

Según informó hoy el Senado, que preside Eva Copa, del Movimiento al Socialismo -partido de Morales-, el comandante en jefe de las Fuerzas Armadas, Sergio Carlos Orellana, planeaba convocar un acto para anunciar la lista de generales ascendidos en el Ejército, Fuerza Aérea, generales de División y vicealmirantes.

La Cámara especificó que algunos medios de prensa difundieron que ese ascenso se realizaría con aval de un decreto presidencial, lo que violaría el artículo constitucional que establece que es el Senado donde se ratifican los ascensos, a propuesta por el Gobierno.

Según Evo Morales, el militar dejó directamente en el Parlamento una lista con esos ascensos: «Eso no puede hacerlo el comandante en jefe. El comandante tiene que pasarla al ministro de Defensa, el ministro a la presidenta y la presidenta deriva al Senado para que pueda aprobar el ascenso», agregó.

Para el expresidente, esta presunta maniobra es «totalmente inconstitucional e ilegal» y no ha respetado los tribunales de calificación de cada fuerza militar, que califican en base a los méritos.

«Este hecho del general Orellana es como un golpe al Gobierno de (Jeanine) Añez (presidenta interina de Bolivia) y (..) dar un ultimátum al Senado es un golpe a la Asamblea Legislativa», destacó.

LA RESPONSABILIDAD DEL GOBIERNO

En lo que respecta al Ejecutivo interino, Morales responsabilizó al ministro de Defensa, Fernando López, quien a su juicio «está implicado en cambiar la calificación de ascensos de las tres fuerzas».

«El Gobierno de Áñez prácticamente, indirecta y diplomáticamente, está dando por cerrada la Asamblea Legislativa Plurinacional», subrayó el exmandatario, convencido de que es el tercer golpe de Estado en Bolivia en pocos meses.

El primero en noviembre se produjo, según insiste, cuando dejó la Presidencia acusando a sectores de la oposición y a parte del Ejército de forzar su renuncia.

Y el segundo el 22 de enero, cuando Áñez, quien en noviembre fue proclamada para un mandato interino hasta ese día -en que oficialmente culminaba el mandato de Morales-, continuó en el poder hasta que se celebren los nuevos comicios generales, a los que también se presenta como candidata.

Ahora, esta polémica de los nombramientos militares se da apenas un día después de que el ministro interino de Salud, Marcelo Navajas, fuera arrestado -y posteriormente cesado- por un caso de supuesta corrupción, en el marco de la investigación de una compra con sobreprecio en España de respiradores para hospitales.

Para Morales, el asunto de los ascensos solo busca «desviar» la opinión pública sobre el «tema de la corrupción» y advirtió que según información que le han proporcionado, en su país se está gestando «cualquier montaje so pretexto de que hay subversivos y terroristas bajo el asesoramiento de Estados Unidos, «orientado a cómo suspender las elecciones».  /EFE

Publicidad

Facebook

Tendencias