Conecta con nosotros

Economia

Uva argentina de contrabando desplaza a la producción local en Tarija 

Publicada

el

Uva Argentina de contrabando en Tarija

Una caja de 20 kg de vid tarijeña se vende en aproximadamente Bs 200, mientras que la caja de uva de contrabando llega a valer Bs 20

 

Tarija 28 de enero de 2021

 

El asambleísta departamental por el municipio de Uriondo, Sergio Amador, opinó que uno de los factores que no permite la recuperación de la economía en Tarija, es la preferencia por artículos o productos de industria extranjera, hecho que ha llevado a los agricultores a “regalar su producción”, ante la falta de mercados y la competencia desleal por el ingreso de contrabando en el sur del país.

 

“El error de los tarijeños es que no sabemos cuidar nuestras industrias, no consumimos lo que producimos, preferimos lo que nos traen de contrabando, lo extranjero, eso de a poco lleva al agricultor, al viticultor, al lechero a una mala situación que no se puede solucionar”, refirió.

 

Con respecto a la acción de las instituciones para paliar los efectos adversos de la falta de ingresos para el aparato productivo local, Amador mencionó que no existen ayudas para conseguir nuevos mercados para el artículo emblema del valle central de Tarija: el vino.

 

“Se están abriendo nuevas bodegas, yo no sé a dónde vamos a exportar el vino, cómo se va a hacer con los singanis, los bodegueros tienen que buscar solos la mejor manera para sacar sus productos al exterior, la producción de vid es buena pero la lluvia continua y eso hace que se ponga en peligro la uva”, manifestó.

 

El asambleísta, Basílio Ramos, indicó que en las fronteras existentes entre Bolivia y Argentina, en el departamento de Tarija, la competencia entre la vid local y la extranjera es insostenible, por la diferencia en los precios.

 

“La caja de uva argentina está entrando a Bs 20 cuando la caja de uva producida en el valle tarijeño está a Bs 200”, aseguró.

Acciones institucionales

Con el objetivo de lograr mayor control en todas las zonas fronterizas del país, para evitar el paso de mercadería ilegal y controlar el trabajo que realiza el personal desplazado a esos sectores, el Gobierno reactivó los equipos de supervisión y control.

 

La tarea de estos equipos será investigar al personal que trabaja en la frontera, a los contrabandistas y clanes familiares que ponen el dinero y hacen ingresar mercadería ilegal a Bolivia y sobre todo un análisis estratégico en Argentina.

Fuente: El Periódico

Publicidad

Tendencias