Conecta con nosotros

Política

Longaric pregunta, ¿Dónde están los colegas de Áñez, los de la Asamblea y su gobierno?

Quienes promovieron y la acompañaron en la sucesión constitucional a la señora Añez, tienen la obligación moral y política de apoyarla y acompañarla en esta medida extrema que ha tomado.

Publicada

el

Juicio de responsabilidades
Foto-Gabinete de Áñez

La Paz, 13 de febrero 2022

La excanciller del gobierno transitorio Karen Longaric manifestó su extrañeza por la falta de apoyo de las personas que estuvieron al lado de Jeanine Añez cuando asumió el mando de la nación, ahora que la exmandataria cumple una huelga de hambre en la cárcel de Miraflores, acusada de varios delitos por el Ministerio Público.

Quienes promovieron y la acompañaron en la sucesión constitucional a la señora Añez, tienen la obligación moral y política de apoyarla y acompañarla en esta medida extrema que ha tomado. Quienes eran sus correligionarios políticos, sus políticos, sus colegas en la Asamblea Legislativa y luego estuvieron en su círculo más cercano, deben apoyarla y estar a su lado”, declaró en contacto telefónico con la red Erbol.

Sostuvo que la medida asumida por Jeanine Añez no solo sirve para reivindicar sus derechos, tantas veces atropellados, sino también “nos ayuda a reivindicar la vigencia de la democracia y un Estado de Derecho prácticamente destruido”.

“Estoy pidiendo que todas esas personas que participaron estrechamente en esa etapa del movimiento pacífico civil, que rodearon a la señora Añez en ese momento, compañeros de su partido, colegas de la Asamblea estaban con ella. La trajeron a ella desde el Beni y ¿dónde están ahora? ¿Por qué no están al lado de ella?”, cuestionó.

Longaric lamenta que los operadores políticos de la oposición no reclamen de que no hubo golpe de Estado, sino que hubo un vacío de poder que fue llenado a través de una sucesión constitucional absolutamente legítima y legal, pero legal en todo sentido, acotó.

Considera que este momento es crucial no solo para una expresidenta, que puede morir en este intento, sino para todo un país que está en peligro de perder su democracia y el Estado de Derecho por mucho tiempo.

Advirtió que, si se permite todo lo que está ocurriendo, “tendremos un país con las instituciones absolutamente destruidas y, obviamente, vulnerable al crimen organizado, al narcotráfico, a la anarquía, al totalitarismo, a las dictaduras que pretenden perpetuarse en nuestra región”.

En torno al juicio ordinario contra Añez, indicó que es un proceso que no tiene base legal, “es una farsa jurídica porque Añez está siendo juzgada por algo que nunca ocurrió. Este proceso es político y no importan subterfugios que estén utilizando porque el mundo entero sabe que es una persecución política que, lamentablemente, está degradando a niveles jamás visto al Poder Judicial y el Ministerio Público”.

La exmandataria cumple este domingo una huelga de hambre de cinco días y según su hija Carolina, Añez tiene la fortaleza de continuar con la extrema medida.  //Erbol

Publicidad

Tendencias