Conecta con nosotros

Tendencia

Samsung nos da tips para mantener la heladera limpia y los alimentos frescos por más tiempo

Publicada

el

Buenos Aires Argentina 11 de agosto de 2020

En cualquier hogar, uno de los electrodomésticos más importantes y utilizados es la heladera, tanto porque lo utilizan continuamente todos los miembros de la familia, como por su función que es mantener frescos los alimentos que luego serán consumidos. Por lo tanto, la higiene y el mantenimiento son necesarios para su buen funcionamiento y así asegurar la calidad de los alimentos.

 

En los últimos meses, los hábitos de consumo se han transformado de manera sustancial: los consumidores ya no salen de compras tan seguido, sino que prefieren proveerse de alimentos y los productos de mayor necesidad en una compra más grande y duradera. Para ello, la heladera resulta una aliada clave. En este sentido, hay heladeras que están más preparadas para la mejor conservación de los alimentos y que utilizan tecnologías como Digital Inverter, que varía automáticamente entre distintos estados de refrigeración para así, mantener un mayor ahorro de energía en los momentos de actividad y descanso, estabilizando la temperatura y garantizando que cada alimento se encuentre refrigerado de la mejor manera y, por otra parte, Twin Cooling que consiste en dos sistemas de enfriamiento por separado (uno en el freezer y otro en la heladera), que evita la mezcla de olores y mantiene el sabor y frescura original de los alimentos.

 

Además, cualquiera sea el modelo, es importante realizar una limpieza profunda para hacer un mantenimiento preventivo y evitar la contaminación de los alimentos, los daños o el mal funcionamiento del artefacto. Para realizar este proceso de forma correcta es importante retirar los alimentos, desconectar el electrodoméstico y tener en cuenta los siguientes consejos:

 

Limpieza interior:

 

  • Retirar las bandejas (internas y de las puertas).
  • Utilizar una solución de agua tibia con jabón suave y aplicarla con un paño para las paredes interiores y puertas.
  • Lavar las bandejas con la misma solución y eliminar cualquier rastro de alimento.
  • Esperar a que se sequen las bandejas y mantener las puertas abiertas de la nevera para eliminar cualquier resto de humedad.
  • Colocar nuevamente las bandejas en su lugar.

Limpieza exterior:

  • Utilizar una solución de agua tibia con jabón suave.
  • Aplicar la solución con un paño en las puertas y paredes laterales.
  • Secar con un paño seco.
  • Limpiar la parte trasera, que puede acumular polvo del ambiente.

Tendencias